EDUCACIÓN ENTRE REJAS

     Durante los cursos 2015/2016 y 2016/2017 colaboramos con el proyecto de Formación y capacitación técnica de jóvenes y adultos excluidos del sistema de educación formal en el estado Bolívar, Venezuela, al frente del que esta nuestro amigo Rafael Guerrero Aragón como Coordinador Zonal IRFA en Ciudad Bolívar. El objetivo era promover la formación y capacitación laboral de jóvenes y adultos, que no culminaron su educación básica y/o son excluidos del sistema de educación formal; a través del financiamiento de los participantes en el programa de educación semipresencial y a distancia para jóvenes y adultos, recluidos en el Internado Judicial Vista Hermosa en Ciudad Bolívar, para permitirles culminar sus estudios de educación básica y adquirir competencias y habilidades técnicas para insertarse en el mercado laboral. El proceso de formación y capacitación está apoyado en los módulos y esquemas desarrollados por el Instituto Radiofónico Fe y Alegría de carácter auto-instruccional y el desarrollo de comunidades de aprendizaje.

 

     Privados de libertad en espera del proceso judicial correspondiente, el 80% de los 2000 internos no terminó estudios de educación básica y dentro del recinto penitenciario no tenían alternativas de formación y capacitación laboral para reinsertarse a la sociedad una vez terminado el proceso judicial que enfrentan.

     Este nuevo proyecto nos permtió colaborar con Fe y Alegría, Movimiento Internacional de Educación Popular Integral y Promoción Social, cuya acción se dirige fundamentalmente a los sectores empobrecidos y a los excluidos, a fin de potenciar su desarrollo personal y participación social. Agrupa a personas en actitud de crecimiento, autocrítica y búsqueda de respuestas a los retos de las necesidades humanas. Es de educación porque promueve la formación de personas conscientes de sus potencialidades y de la realidad, libres y solidarias, abiertas a la trascendencia y protagonistas de su desarrollo. Es popular porque asume la educación como propuesta pedagógica, ética y política de transformación desde y con las comunidades. Es integral porque entiende que la educación abarca a la persona en todas sus dimensiones. Y es de promoción social porque, ante situaciones de injusticia y necesidades de sujetos concretos, se compromete en su superación personal.